viernes, 18 de julio de 2014

Fine Young Cannibals




Otro ejemplo de banda con corta carrera que dejan un gran recuerdo en la memoria. Su gran éxito mundial se produjo con "She Drives Me Crazy", aunque en realidad tenían un álbum antes de donde se extrajeron un par de sencillos de cierto éxito, en Reino Unido sobretodo.


She Drives me Crazy


Aquellos primeros sencillos fueron "Johnny Come Home" y la versión del tema de Elvis Presley "Suspicious Minds". A mi me cautivó siempre su estilo tan especial y esa voz que luce el vocalista tan personal y única. Tan diferente como su aspecto, al ser un hombre de color con rasgos asiáticos.En aquel momento, al menos, era bastante inusual.





Johnny Come Home


Suspicious Minds


Su siguiente sencillo volvió a conseguir el éxito de nuevo y otra vez terminé por comprar el maxi. Se trataba de "Good Thing". Ambas canciones tienen un sentido del ritmo muy especial y unos arreglos muy bien cuidados. La crítica siempre les apoyó debido a ese compromiso serio con todo lo que componían y la falta de simplismo en su música. Y todo esto, sin dejar de ser comerciales.


Good Thing


Otros temas menos importantes, pero no por ellos menos buenos, son "Funy How Love is", "I´m not the Man I used to Be", "Ever Fallen In Love" (de la película Algo Salvaje), "Blue", "Don´t Look Back" o "I´m not Satisfied". La mayoría de ellas no las recordaba.



Funy How love Is


I´m Not the man I Used to Be





Ever i fallen in Love


Don´t Look Back


Blue


I´m not Satisfied


Se separaron a principios de los 90 para re-unirse de nuevo en 1996 y editar el sencillo "The Flame", otro buen tema en su linea habitual que no tuvo gran repercusión.


The Flame


Exquisitos, diferentes, modernos y bailables. Fine Young Cannibals deberían continuar en activo. Hubiesen producido grandes discos. Esperemos que, al igual que hacen otros muchos, ellos también decidan regresar algún día.



No hay comentarios:

Publicar un comentario